Bodega Otazu

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

Bodega Otazu es un lugar paradisiaco; no podemos expresarlo de otra manera, porque en esta palabra queda todo enmarcado. 350 hectáreas que encierran la magia y el ensueño de dos señoríos, uno de los cuales, el Señorío de Otazu, sigue teniendo toda su vida y su ajetreo, donde sigue habiendo actividad humana, gracias a la presencia de los trabajadores de la bodega, que residen en este enclave maravilloso, rodeados de viñedos, robles, cereal y el murmullo del rio Arga, que da frescor y humedad a estas tierras.

Un Señorío encabezado por la presencia del palacio del siglo XVI, escoltado por la torre palomar del siglo XIV y por la ermita del XII. Y a un paseo del señorío, el alma mater de Otazu, la bodega del siglo XIX, donde aún se puede disfrutar de los viejos tinos de madera,  y su complemento actual, la bodega del siglo XXI, subterránea y silenciosa, de estructura única, elegida entre las 20 cavas más singulares, a nivel mundial, por su arquitectura, donde reposan y dan cuerpo al vino 1500 barricas de roble francés Allier, una auténtica catedral del vino.

Bodega Otazu ha sido reconocida, recientemente, con la categoría de Vino de Pago, el máximo reconocimiento geográfico y cualitativo que contempla la legislación española. Una causa más que justificada para irnos hasta Navarra y conocer este idílico terroir. Allí nos abrió sus puertas Javier Bañales, gerente de la bodega, con quien mantuvimos una extensa y amigable conversación, para nuestro programa de radio “Paisajes y Sabores”, de Radio Exterior de España.

Vino Palacio de Otazu.

Otazu es la bodega más septentrional de España que elabora vino tinto; vino procedente de las uvas recolectadas en sus 115 hectáreas de viñedo, donde podemos encontrar Tempranillo, Cabernet Sauvignon y Merlot para los tintos, y Chardonnay para los blancos. Un microclima especial, con una componente atlántica trascendental, dan a los vinos de Otazu, una característica y una expresión muy personal. Una gama de vinos que van desde la exclusividad de Altar y Vitral (700 botellas han puesto en circulación de la añada de 2003) hasta la calidad de su tinto roble, Sotavento 2006, pasando por Dimensión 2004 o Berquera 2003. Esto en cuanto a tintos; porque Palacio de Otazu también nos maravilla con blancos y rosados. LA uva blanca que miman con pasión es la chardonnay, con la que elaboran un blanco joven y sobre todo un chardonnay fermentado en barrica difícil de encontrar  debido a lo demandado que está. En la misma situación de busqueda se encuentra el rosado 100 % merlot, un espectáculo frutal del que estamos esperando la cosecha 2008 como agua de mayo.

En nuestra visita y larga charla con Javier Bañales hablamos, como no podía ser de otra manera, de vinos, micro parcelas y elaboración. Desde Viajeros del Vino os invito a que conozcáis esta maravillosa catedral del vino, este lugar de ensueño, donde el sosiego abraza el tiempo y lo reposa sobre las barricas.